¡Qué mala pata haber nacido pato en vez de pata!


Los patos son tus amigos.


El pato era demasiado tímido como para atreverse. Al final alzó la voz y expulsó un pequeño ¡Cuac! que apenas se dejó oir en la punta de su pico. La idea estaba clara: producir un gran ¡Cuac! que avisase al r


///////////////////////////////////// /////////////////////////////////////


oooooOOoOooOoooOOOooººo0oºOOºooº0Oo


ppppppppppwwwwwwww


********** *** ** ** *


lllll


aaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa


dddddddddd